RAM “chocolate” a la taza

No me gusta que me engañen, y lo que hacen los señores de RAM roza el engaño. ¿A quien no le gusta un chocolate a la taza? Calentito… espeso… acompañado de unos bizcochos. Mi abuela lo hacía derritiendo una tableta de chocolate con leche y alguna cosa más. Pero claro, ahora lo queremos todo al instante. Vivimos en la era del lo quiero y lo quiero ya. Vas al supermercado, echas un rápido vistazo a los estantes y ves esto:

¡Bien! Justo lo que buscaba. CHOCOLATE A LA TAZA, listo para tomar. ¿verdad? Pues no… En un primer vistazo vuestro cerebro lee “CHOCOLATE”, con el adjetivo de “TRADICIONAL”, que suena muy bien y luego el ojo va un poco más arriba, cerca del logotipo y lee “A LA TAZA”. Pero leamos mejor. En realidad pone “RAM a la taza. El sabor del chocolate tradicional”.

La legislación española es estricta, en el etiquetado debe indicar que contiene el envase. Y en este caso contiene “RAM a la taza”. El resto es una frase en la que se juega a engañar a nuestro cerebro para que crea que está comprando “Chocolate a la taza”. Veamos los ingredientes:

Vaya, vaya… así que vuestro “RAM a la Taza” no es más que leche con azúcar y almidón para espesar… El cacao se añade a la mezcla hasta completar un grandioso 2,60%. Es decir, nos están vendiendo leche pastosa, con algo de aroma a chocolate y vainilla. Igualito que lo que hacía mi abuela, oiga.

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

0 comments ↓

There are no comments yet...Kick things off by filling out the form below.

Leave a Comment